Archivos por Etiqueta: Suspenso

Being Human Temporada 4: sobreviviendo, dije, sobreviviendo.

Hay unas cuantas cosas que la serie promedio debe respetar para tener asegurado el éxito, o al menos para no tentar demasiado a la mala suerte, la ira de los fans y la decepción traducida en ratings en picada. Una de esas premisas es: hacé sufrir al/los protagonistas, cuanto más sufran la gente más se engancha, pero nunca los mates. Menos de manera definitiva… menos a todos los protagonistas. Una serie acéfala, tal como está planteada la industria, parece una locura destinada al fracaso. Si me lo preguntaban antes de ver Being Human, lo ratificaba. Si me lo decían habiendo visto ya un par de temporadas de Being Human, también lo hubiera sostenido. Pero, al fin de cuentas, esta serie no es normal y dio vuelta la tortilla. Al menos en mi caso.

En entradas anteriores sobre la temporada 3 y el programa en general habíamos hablado de una serie que volvió a traerle esperanza a ese errático concepto de modernizar los clásicos. Sin caer en el cliché adolescente de otras series como Teen Wolf y toda la generación Twilight, sin basarse en personajes carilindos y chatos y, sobre todo mechando el humor más inocente y absurdo con las historias más tétricas y dramáticas, a veces hasta morbosas, así irrumpió Being Human y lo sostuvo a lo largo de tres excelentes temporadas que iban descubriendo un arco argumental general que a medida que avanzábamos tomaba las dimensiones de una hecatombe mundial.

Y entonces, en la cresta de la ola, se decidió terminar la tercera con algo impactante, inesperado y tan rotundo que nos dejaba ante un panorama peligroso. Y fue algo tan fuerte que, si no llegaste al capítulo, será mejor que no leas a partir de ahora…

Leer más de esta entrada

Anuncios

Psychoville: humor para psicópatas

“Los psicópatas no pueden empatizar ni sentir remordimiento, por eso interactúan con las demás personas como si fuesen cualquier otro objeto, las utilizan para conseguir sus objetivos, la satisfacción de sus propios intereses. No necesariamente tienen que causar algún mal.” Wikipedia no tendrá un doctorado en psiquiatría, pero da una descripción de la psicopatía que bien sirve para introducirnos en el lisérgico mundo de esta breve serie británica donde la palabra freak queda corta.

El arranque de la serie utiliza un recurso parecido al que usara  John Boynton Priestley en su gran cuento “An Inspector Calls”, en el que una familia es interrumpida durante la cena por un detective que investiga el suicidio de una joven.  Les va mostrando la foto a cada uno de los miembros del clan a medida que se va descubriendo una gran red de secretos y complicidades relacionados a ella, pero mantenidos en silencio.  Esa foto mostrada poco a poco destapa la historia y moviliza a los personajes desde lo más profundo.

En Psychoville, seis personas reciben la misma carta amenazante sobre su pasado oculto. Son un payaso decadente que anima fiestas para niños a pesar de faltarle una mano y llegar con su destartalado auto cubierto de polvo, un anciano ciego que vive solo en una mansión junto a su enorme colección de muñecos de peluche, un actor de teatro enano con un pasado en el cine porno y supuestos poderes psíquicos, una partera traumatizada con la pérdida de su hijo y un muñeco al que cuida como si tuviera vida y una madre e hijo fanáticos de los asesinos seriales y con una relación incestuosa.

Leer más de esta entrada

Being Human 3ra Temporada: Menage a trois.

La siguiente entrada puede contener información sobre la trama de esta serie. En otras palabras SPOILERS

Ok, el título y la foto son un mero truco de marketing. Pero ahora que tengo su atención, lean el siguiente post! No prometo locura y sexo pero si bastante sangre y tripas. Sirve?

……………………………………….

Hombre lobo, vampiro y fantasma. Es evidente que Being Human habla de tres personajes, tres historias, tres maldiciones, tres formas fatídicas aunque a veces románticas de ver el mundo. Tres leyendas trasplantadas al mundo actual, real y cotidiano. Tres formas excepcionales de hacerle frente a una vida costumbrista y hasta fracasada. Para colmo, hablo de la tercera temporada, por lo cual esta idea de que todo gire en torno al Tres se hace casi una idea obsesivo-conspirativa. Pero así es. Llegada y terminada esta última temporada (que por suerte no tiene tres capítulos, sino ocho), podría decirse que Being Human, al menos desde la humilde e inexperta opinión de esta servidora, ha alcanzado su nivel más alto. Y, si de proyecciones se trata, que Being Human vaya cada vez mejor sólo puede augurar un buen futuro.

Este es un análisis, si se lo puede llamar así, bien sobre el pucho de lo que ha sido, según mi pseudo tesis, la mejor temporada de una serie que, me animo a decirlo, será recordada como una de las más valiosas adaptaciones a la actualidad de tres mitos de lo más remañidos.

Leer más de esta entrada

Marchlands: una de fantasmas

Una casa vieja que cruje y en la cual pasan cosas raras. Tres familias de diferentes épocas que tienen mucho más en común de lo que puede parecer a simple vista. Una historia trágica que empezó casi cincuenta años atrás y nunca se cerró. Más o menos eso es Marchlands, uno de los últimos dramas de la cadena británica ITV, que a fines del año pasado tuvo un exitazo inesperado con el period drama Downton Abbey y ahora decidió animársele a una historia con fantasmas incluidos.

El argumento de Marchlands se centra alrededor de la muerte de una pequeña llamada Alice allá por la década del ’60, y en cómo esa pérdida inexplicable para sus padres continuó a lo largo del tiempo, repercutiendo en las vidas de tres familias que, en distintas épocas, habitaron la casa de la niña: una de los ’60, con los padres y abuelos de Alice; otra de los ’80, una familia tipo con una hija y un hijo; y la más actual, del 2011, una joven pareja que espera un bebé.

Leer más de esta entrada

Mad Dogs

Cuando el año pasado terminó Ashes to Ashes (y, por consiguiente, toda la historia que había empezado con Life on Mars allá por el año 2006) y a los pocos días se anunció que John Simm y Philip Glenister formarían parte de una miniserie de Sky One, no pude menos que alegrarme. No era la primera vez que estos dos actuarían juntos luego de haber sido compañeros en Life on Mars, pero igualmente siempre es un placer verlos en una misma ficción. Los meses pasaron y pasaron y, finalmente, cuatro semanas atrás empezó a emitirse esta nueva producción.

Mad Dogs cuenta la historia de cinco viejos amigos que, luego de un largo tiempo sin verse, deciden reunirse en la lujosa villa de Mallorca (España) de uno de ellos, Alvo (Ben Chaplin). Los otros cuatro, Baxter (Simm), Quinn (Glenister), Rick (Marc Warren, de Hustle, que, oh casualidad, también estuvo en Life on Mars) y Woody (Max Beesley), emprenden viaje muy entusiasmados, pero con el correr de las horas empiezan a notar que su viejo amigo Alvo está algo cambiado: extremadamente arrogante gracias a su nueva (y misteriosamente adquirida) posición social y, al mismo tiempo, alterado por llamadas telefónicas que recibe constantemente y que intenta ocultar a sus cuatro amigos. Es evidente que está metido en algo grueso y peligroso, pero todos prefieren hacer oídos sordos hasta que la bomba termina explotando no sólo para Alvo, sino también para ellos.

Leer más de esta entrada

Patricia Marcos, desaparecida

Desaparecido es una palabra muy fuerte. Ni vivo, ni muerto, desaparecido, decía un genocida. Perdido, confunden otros. Averiguación de paradero, etiqueta la Policía. Sea cual sea el lugar del mundo, estar desaparecido pone la piel de gallina. La serie que me permito reseñar es española y lleva el título de Desaparecida, pero acá en Argentina, donde el desaparecido es una nefasta institución, se llamó Bruno Sierra, el rostro de la Ley.

Leer más de esta entrada

Hermanos y Detectives

2006, año de sequía ficcional en la TV argentina si los hubo. En un marco casi desértico apareció, como un placer fugaz, una serie de tan sólo 10 capítulos a cargo de Damián Szifrón, a esa altura consagradísimo luego de “Los Simuladores”. Se trató de Hermanos y Detectives, un programa que, admitámoslo, era sumamente parecido a Detective Conan, pero entre los buenos libretos y el hostil panorama del momento, supo ganarse el lugar de una muy buena serie policial en una pantalla que ya parecía resignarse, hinchada en gusto, a los buenos ratings y el relativo bajo presupuesto de los realities.

Leer más de esta entrada

The X-Files: la paranoia cósmica y otras lecturas

early days

The X-Files es obra del productor-guionista-director (y periodista de surf en un lejano pasado) Chris Carter, quien presentó ante la cadena Fox la historia de dos agentes del FBI: la escéptica Dana Scully, asignada para evaluar el trabajo de su compañero Fox Mulder, impulsado por motivos personales a investigar casos imposibles de resolver desde perspectivas convencionales.

Para ser 1993, la fórmula de suspenso, y sci-fi paranormal, apuntaba a un público que ya había visto ET y Encuentros Cercanos, y tuvo el éxito que le aseguró 9 años en el aire, culminando con su último episodio en mayo de 2002.

Mirando hacia atrás, The X-Files (llamado en Latinoamérica Los Expedientes Secretos X) no sólo conformaba una hora interesante de buena TV en ese momento de nuestras vidas que fueron los 90, si no que fue un programa que, a todas luces, logró capturar el zeitgeist en sus historias y narrativa, haciéndola relevante para siempre.

Leer más de esta entrada

Eerie Indiana

16661, capicúa. Con el número de la bestia, el anticristo o como se lo quiera llamar justo en el medio. Cualquier conspiración es acertada si hablamos de la cantidad de habitantes en el pueblo más absurdo del estado de Indiana. Un pueblito donde todo es sospechoso, pero nadie lo nota, excepto una persona.

“Eerie Indiana” fue una serie que se transmitió tanto en televisión de aire como en TV de cable (en el por entonces llamado Fox Kids, en América Latina). Quienes la vieron puede que la recuerden, lisa y llanamente, como la serie de infanto-juvenil más enigmática de los noventa. Terminó siendo considerada por muchos como una suerte de Twin Peaks para chicos… y obviamente para grandulones amantes del humor a medio camino entre absurdo y negro.

Leer más de esta entrada

El Internado

En pocas palabras:

La historia se desarrolla, principalmente, en el Internado “Laguna Negra”, un colegio de elite español ubicado en medio del bosque. Desde el comienzo, queda claro que todos los que pertenecen a la institución tienen secretos: una limpiadora fugada del psiquiátrico, un profesor de historia que investiga la muerte de varios niños, un director que mientras hace footing intenta descubrir lo que ocurrió en el pasado de aquel edificio, dos hermanos cuyos padres han desaparecido, un cocinero que esconde una pistola en el cajón de su ropa y una celadora que parece tener mucho que callar son los primeros ingredientes que se nos presentan.

Leer más de esta entrada