Introducción a Ultraman parte 2

Recién empezada la década de los ’80, los Ultra seres entran en una especie de limbo. Mientras siguen siendo parte del imaginario popular japonés, no se estrenan series televisivas durante al menos 10 años. Aunque los personajes se mantienen vivos a través de mangas, merchandising y continuas repeticiones de las series clásicas de la televisión. Para compensar, se estrenan en el año 1984 dos largometrajes que son compilados de escenas viejas, pero con material adicional filmado especialmente. Sus nombres son “Ultraman Zoffy” y “Ultraman monogatari” (también conocida como Ultraman Story). Esta última es la que contiene más escenas nuevas.

Con tanto tiempo sin producir material original para televisión, los responsables detrás de Tsuburaya buscan inversores fuera de Japón para exportar a los Ultramanes y emplear por fín actores occidentales combinados con los efectos especiales habituales de sus programas. Así surge Ultraman: towards the future, filmada íntegramente en Australia y estrenada en 1990.

Este híbrido no resulta demasiado exitoso. La decisión de volver a usar el diseño del Ultraman original choca con las coreografías más cercanas a la gimnasia ornamental que a la lucha libre de las series antiguas. Y ni hablar de los horrendos efectos ópticos… Fracasado su objetivo de reproducir el éxito y la tradición de la franquicia en occidente,  la serie pasa inadvertida en todos los lugares en los que se emita. Otro tanto ocurrió con Ultraman: the Ultimate Hero, siguiente co-producción filmada en inglés y protagonizada por Kane Kosugi, hijo de Sho Kosugi (famoso entre nosotros por unas cuantas películas de ninjas y por ser el villano de la recordada serie “Maestro Ninja”).

A mediados de los ’90, lentamente todo vuelve a sus carriles normales. Especiales para tv y para video vuelven a poner de moda a Ultraseven, recuperando a parte de su elenco original. Revitalizada la relación de los Ultras con el público, Tsuburaya sale a producir más material: la miniserie original para video Ultraman Neos y la película para cine Ultraman Zearth. La primera es un intento por remozar la marca, manteniendo, al igual que en las series coproducidas poco tiempo antes, diseños casi idénticos a la de la primera serie. Zearth, en cambio es una parodia muy bien producida pero poco efectiva, y estrenada dentro de un compilado hecho para festejar los 30 años del personaje original. Para que se den una idea lo ridícula que es la película, el protagonista usa un cepillo de dientes para convertirse en Ultraman…

Después de los intentos sin rumbo, al fin el éxito llega en 1996.  A partir de Ultraman Tiga toda una generación de niños japoneses puede identificarse con versiones modernas de la marca. Tiga rompe con los modelos estéticos y argumentales de series anteriores. Usa CGI de manera razonable, comienza una continuidad radicalmente distinta de la era Showa y aporta todo un aire de renovación a la franquicia hasta ese momento tan relacionada con la nostalgia. Además, tenía como protagonista a un ídolo: el cantante/actor Hiroshi Nagano del –ejem- ultra popular grupo de j-pop V6. A pesar del espectacular suceso del programa, Nagano no puede hacer un espacio en su apretada agenda para volver a su personaje de Daigo Madoka hasta el año 2000, con la emocionante película que le da un cierre al personaje,” Ultraman Tiga: La Odisea  Final”. La prueba del interés provocado por Tiga es que dio la vuelta al mundo, siendo emitida en televisión en Estados Unidos y en Latinoamérica, algo que no ocurría hace décadas.

Sentadas las bases de la nueva era de la franquicia, las siguientes dos producciones siguen la línea trazada por Tiga,y triunfan: Ultraman Dyna primero, y Ultraman Gaia después dejan a su paso películas para cine, videojuegos, y las consabidas toneladas de juguetes y merchandising. No sólo ambas series funcionan en la televisión, sino que traen sorpresas como la del film que reúne a los protagonistas de las tres series “Batalla en el Hiperespacio” que superó en la taquilla al megatanque hollywoodense “La Momia” en 1999.

Inesperadamente la siguiente serie estrenada se vuelca por completo al público infantil, y es otro éxito fenomenal. Se trata de Ultraman Cosmos, donde el protagonista del título se dedica a curar a los monstruos a los que se enfrenta, en lugar de destruirlos. Lo anterior conlleva un cambio radical con respecto a todas las series anteriores. Con un tono optimista y colorido, el programa se convierte en el más duradero de la historia de la franquicia, con 65 episodios para tv y tres largometrajes para cines.

Claro que no todos pueden ser triunfos. Decididos a renovar la marca de cara al nuevo milenio, los ejecutivos detrás de Tsuburaya crean una gigantesca campaña de marketing que lanza nuevos personajes al mercado. Decididos a recuperar a los fans jóvenes y adultos sin perder al público infantil, a fines del  2004 se estrena en cines una auténtica obra maestra: Ultraman the Next. Una joya de climas oscuros y efectos por momentos atemorizantes, crea un nuevo universo paralelo a las continuidades anteriores. Pegado a su estreno, se emite en televisión la que es su continuación tanto narrativa como estética: Ultraman Nexus.

Al ver Nexus, es fácil entender como el shock que significa público japonés, lo que provoca su fracaso absoluto. La violencia es inusitada, las víctimas de las criaturas mueren cruelmente, niños incluidos. Una historia difícil de seguir y  personajes con psicologías complejas se suman al combo. Pensada para 50 episodios, la serie llega a su fín en el capítulo 37. Una pena, ya que la serie es realmente es muy buena y es ideal para los que todavía no se acercaron al género. Curiosamente, la venta de juguetes salva a la empresa de una crisis financiera, por lo que se decide seguir produciendo.

Para volver a lo clásico, las siguientes dos series retoman un espíritu nostálgico, pero desde distintos ángulos. En Ultraman Max, del 2005, se reúne a distintos directores prestigiosos del cine japonés como Takeshi Mike o Shusuke Kaneko para que filmen episodios autoconclusivos. Muchos de los mismos son remakes de capítulos clásicos, principalmente de la Ultraman original y de Ultraseven. A pesar de ser un auto homenaje permanente, la serie se salva de ser anticuada y los talentos involucrados se esfuerzan por hacerla digna de verse.

Como si lo anterior no alcanzara, en 2006 se estrena la serie pensada para festejar los 40 años de la marca. Ultraman Moebius presenta como novedad la vuelta a la continuidad clásica de la era Showa, abandonada en 1980. Así, se nos presenta al nuevo integrante de la famila Ultra, que recibe en distintos episodios la visita de sus hermanos mayores. Los viejos fans, agradecidos por las visitas de los actores originales de cada una de las series anteriores. Además, el gran despliegue visual da un look moderno al programa. Un emotivo film, “Ultraman Moebius and Ultra Brothers”, completa la celebración de las cuatro décadas.

En los tres años que siguieron, el ritmo de producción se ha desacelerado bastante. Se estrena una serie para tv dirigida para adultos llamada Ultraseven X, una curiosidad con fuerte estética cyberpunk.  Moebius continúa discretamente con dos miniseries para video además de otro largo para cine que incluye un team up con Tiga, Dyna y Gaia. Un videojuego para salas de arcade con los monstruos clásicos de la serie se vuelve muy popular e inspirar una serie de tv con dos temporadas, Ultra Galaxy Mega Monster Battle. Desde el 2009 la franquicia está temporalmente ausente de la tv, pero sigue con especiales para video y películas para cine“Mega Monster Battle: Ultra Galaxy, the movie”de fines de 2009 fue el primer lanzamiento de esta tendencia.  Para sorpresa de los fans clásicos, se contrata a un director que hizo toda su carrera filmando a los Power rangers para encargarse del film. Por primera vez se ven batallas con docenas de héroes y monstruos, en espectaculares decorados creados digitalmente. Hace poco se estrenó una película con Ultraman Zero, el hijo de Ultraseven.  A pesar de la baja recaudación, ya se espera otro largo para festejar los 45 años de la serie.  Y vamos a seguir disfrutando de ellos por mucho tiempo más, porque los Ultras no se rinden.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: